El lenguaje visual también incluye la importancia de los colores los cuales tienen un significado por ejemplo los colores clasificados como neutros: el blanco transmite pureza, limpieza y delicadeza; el negro comunica misterio, autoridad, sofisticación y seriedad; el gris dependiendo de su tonalidad proyecta timidez, confusión, lujo si es plateado, seriedad si es oxford.

Otro código del lenguaje visual es la forma definida como todo lo que se puede ver, que tiene contorno, tamaño, color, y textura. Una forma se crea para transmitir un significado o mensaje, o para ser decorativa. Existen formas tridimensionales que ocupan espacio real, podemos tocar formas bidimensionales que consisten en puntos, líneas y planos sobre superficies planas.

En el diseño gráfico se generan formas bidimensionales figurativas, naturales, artificiales, verbales, abstractas, caligráficas, orgánicas y geométricas, que son parte de los elementos que se integran a los mensajes de las propuestas gráficas a comunicar.

El diseño de imagen aplica la forma a partir de la antropometría que se encarga de estudiar las medidas corporales del hombre, para clasificar los tipos de cuerpo de acuerdo a tamaño y proporciones; en rectángulo o cuadrado, manzana o tipo “O”, triángulo y reloj de arena. La caramorfología que estudia las proporciones y forma de cara, clasifican los rostros en; alargado, rectángulo, redondo, cuadrado, triángulo, corazón, diamante, y ovalado. Las clasificaciones pueden cambiar de nombre de acuerdo a las fuentes de consulta pero estas son las formas básicas (Figuras 3 y 4). Al identificar el tipo de cuerpo y cara se sugiere la ropa, peinado, calzado y accesorios que proyecten una imagen armónica (Crespi, 2010:112). Se eligen las formas de los estampados de las prendas de vestir y los cortes de la confección de ropa.

Con información de Revista UNAM