Entre las cosas que tienen en común el diseño de imagen y el diseño gráfico, está la comunicación visual que consiste en la transmisión de ideas, conceptos, emociones e información, mediante el uso del lenguaje no verbal para un contexto determinado.

El lenguaje no verbal comprende al lenguaje visual cuyos elementos son: color, textura, forma, imagen, tipografía, tamaño, proporción y escala; al lenguaje corporal que corresponde al lenguaje de los gestos y las posturas; el espacio y el sonido.

Las necesidades de comunicación son determinadas por la civilización y la cultura. Varían según el contexto en que están inmersas.

Uno de los elementos del lenguaje visual es el color. Nuestra percepción del color no depende solo de la pigmentación de las superficies físicas, también de la intensidad y el tipo de luz ambiente. Percibimos determinado color con relación a los demás que están en su entorno. Cuando percibimos un objeto de determinado color, su superficie refleja una parte del espectro de luz blanca que recibe y absorbe las demás.

El círculo cromático es una herramienta útil para observar la organización básica de los colores.

circulo

En el diseño gráfico el color se aplica considerando la teoría y psicología del mismo para proyectar el concepto y darle sentido a la propuesta gráfica ya sea bidimensional o tridimensional. Además se toma en cuenta si el diseño será impreso o en formato digital para elegir el sistema de color adecuado.

No te pierdas la segunda parte de este tema a considerar en tus próximos diseños.

Con información de Revista UNAM